La lenta agonía del voto

Imagen #428

Luego de varios meses de gestión en el nuevo período presidencial de Daniel Ortega, se ha pretendido vender a la ciudadanía una “normalidad” que en realidad revela la imposición de la voluntad gubernamental sobre la sociedad nicaragüense y el acomodo de diversos actores a esa situación. Pero la gravedad de la situación política difícilmente puede disimularse cuando la gestión y el estilo de gobierno revelan una perversa continuidad económica, política y de control social. En ese estado de “normalidad” y “prosperidad” se ha iniciado la campaña para las elecciones municipales que se realizarán en noviembre de 2012.